Argentina se ve envuelta en una nueva polémica legal a nivel internacional tras el reciente fallo del tribunal del Banco Mundial, el CIADI (Centro Internacional de Arreglo de Diferencias relativas a Inversiones), que resolvió en contra del gobierno argentino en el caso de la nacionalización de las Administradoras de Fondos de Jubilaciones y Pensiones (AFJP). Este fallo, emitido como resultado de una demanda interpuesta por la empresa Metlife en 2017, marca un hito en una batalla legal que se ha prolongado por años.

La decisión de expropiar las AFJP durante el mandato de Cristina Kirchner fue el punto de partida de este litigio, fundamentado en la supuesta violación del Tratado de Protección de Inversiones de los Estados Unidos (TBI) de 1991 por parte de Argentina. La demanda de Metlife, aunque presentada en 2017, tiene sus raíces en una serie de medidas adoptadas durante la crisis económica de 2001 y en decisiones políticas posteriores.

El tribunal del CIADI, presidido por Ian Binnie de Canadá y acompañado por árbitros de Alemania y Nueva Zelanda, emitió su dictamen el 5 de abril de este año. El resarcimiento otorgado a Metlife resultó notablemente inferior a la cantidad inicialmente reclamada, lo que refleja la complejidad de demostrar los daños específicos ocasionados por decisiones políticas de este tipo.

El caso de Metlife se suma a una larga lista de disputas presentadas ante el CIADI relacionadas con medidas gubernamentales durante la crisis económica y política que atravesó Argentina. La decisión del tribunal destacó la posición de Argentina como uno de los países más demandados en esta instancia internacional, junto con Venezuela, y subraya la necesidad de abordar las complejas implicaciones legales y financieras de las expropiaciones en el contexto internacional.